¡Feliz día de la Mona! O lo que no es lo mismo, happy monkey day!

IMG_3517

Los que seguís el blog con cierta regularidad o nos conocéis un poco os habréis dado cuenta de que nos encantan las tradiciones y fechas señaladas y hoy aquí es día grande: lunes de Pascua.

En Wikipedia podéis encontrar la historia de la mona, pero ya os digo que mona no viene de mono, sino de la palabra árabe munna que significa provisión de la boca, es decir, papeo.

El caso es que en Cataluña es tradición, como bien me recordó Marc el otro día, que los padrinos le regalen la mona a sus ahijados. Así que si quería empezar bien como godmother de Arabella ya podía ponerme manos a la obra (esto no me lo dijo tal cual pero creo que era el mensaje subliminal).

La primera Pascua que pasé por estas tierras me sorprendió que la mona que vendían en las pastelerías era una tarta normal y corriente, rellena con algo de mermelada, cubierta de yema o chocolate y decorada con unos muñequitos de pollitos y unas plumas de colores. Sin saber muy bien lo que era, yo tenía en la cabeza que la mona era algo más parecido a un brioche que a una tarta.

Investigando encontré, efectivamente, que la mona tradicional es esa especie de brioche o roscón, decorado con huevos cocidos (uno por cada año del ahijado). La tarta actual supongo que es un derivado de aquello.

Es evidente que yo me iba a inclinar por la mona de toda la vida, pero eso sí, en lugar de huevos cocidos opté por huevos de chocolate: uno por cada mes de la ahijada y dos más de regalo.

Por supuesto, la pobre Arabella lo único que ha podido hacer con su primera mona es observarla, mientras sus padres y una servidora nos la comíamos con gusto. No te preocupes pequeña Booboo, el año que viene será toda para ti (haré otra extra para nosotros).

IMG_3565

IMG_3569

IMG_3572

MONA DE PASCUA (salen 2)

1/2 kg  harina de fuerza
125 grs azúcar
2 huevos
25 grs levadura de panadero
40 ml aceite suave de oliva o de girasol
125 ml leche
corteza de medio limón
1 ccdita zumo de limón
ralladura de media naranja
huevo batido para pintar y dar color al horner
azúcar, almendra, nueces, azúcar glas, fideos de chocolate o lo que tengamos a mano para decorar
mermelada, mazapán o nutella si se rellena

Ponemos la leche a cocer con la corteza del limón. Cuando empiece a hervir apagamos el fuego, dejamos que se temple y retiramos la corteza.

Vertemos la leche en un bol, deshacemos la levadura y después añadimos los huevos mezclando bien.

Agregamos el azúcar, la cucharadita de zumo de limón, la ralladura de naranja y dos tercios de la harina. Cuando esté todo bien mezclado echamos el aceite y el resto de la harina. Se trata de ir amasando esta masa bien con la mano o con las varillas de amasar durante por lo menos ocho o diez minutos hasta que quede de una textura esponjosa pero con la que se pueda trabajar.

Formamos una bola, hacemos una cruz, la ponemos en un bol, la tapamos y la dejamos reposar toda la noche en algún lugar cálido.

IMG_3542 IMG_3545

Habrá doblado o triplicado el tamaño. Espolvoreamos harina en la mesa, sacamos la masa y la amasamos con la mano un poco. La dividimos en dos partes y ha llegado el momento de darles la forma que queráis o por qué no, rellenarlas. Yo en realidad la dividí en tres: dos trozos más grandes con las que hice dos trenzas y otro más pequeño que rellené de nutella.

Para hacer la trenza, hay que dividir la masa en dos partes, pero no iguales, la pesamos y separamos un trozo con 2/3 del peso y otro con el resto. Hacemos con las dos piezas dos rulos largos, tipo salchicha. Se trata de que el que pesa más sea el doble de largo que el anterior, pero tampoco os obsesionéis. Colocamos el trozo largo en forma de herradura y a otra pieza en el centro, de manera que queden tres patas. Apretamos la parte superior y empezamos ha hacer una trenza normal, como las del pelo. Cerramos la parte inferior y al colocamos en la bandeja del horno.

IMG_3546 IMG_3548 IMG_3549

Para rellenar hay que extender la masa con el rodillo a lo largo, todo lo que podamos. Ponemos el relleno elegido en el centro y cerramos los lados, de manera que quede también otra especie de salchicha. Como era un trozo pequeño, simplemente uní los extremos en forma de rosco.

IMG_3550 IMG_3552 IMG_3553

Dejamos otras dos o tres horas hasta que vuelvan a crecer en tamaño.

IMG_3554 IMG_3555

Una vez que hayan aumentado toca decorar. Pintamos primero de huevo batido (para que le dé brillo), y después yo las decoré con montoncitos de azúcar humedecido (como en el roscón: en un bol pon un buen puñado de azúcar, añade una cucharadita de agua y mezcla, no debe quedar demasiado empapado) y almendra picada.

IMG_3558 IMG_3559

Y por fin ¡hornear! A 170ºC, durante 15-16 minutos. Yo lo puse el calor solo abajo, y algún minuto también arriba, pero ya al final. Si hacéis alguna mona más pequeña, restarle algún minuto para que no quede muy seca. De todas formas, si quedara seca siempre se puede mojar en leche o licor…

IMG_3563 IMG_3564

¡Qué entrada más larga me ha quedado! ¡Ahora toca descansar! ¡Feliz día de la mona!

3 comentarios en “¡Feliz día de la Mona! O lo que no es lo mismo, happy monkey day!

  1. En Asturias los ahijados deben dar a los padrinos el “ramu” bendecido del Domingo de Ramos y los padrinos les darán a los ahijados la “pegarata” o “bollu” el día de Pascua. También empezó como una especie de pan con huevos, pero ahora las tartas exquisitas y el chocolate ganan por goleada.Yo este año hice un tiramisú y un pastel de brazo de gitana relleno de helado.¡ Probaré vuestra receta!

¡Déjanos un comentario!